Inicio Destacadas Asfixiados, ahogados y masacrados: el calvario de los migrantes en América Latina

Asfixiados, ahogados y masacrados: el calvario de los migrantes en América Latina

0

DW

En busca del «sueño americano», miles de migrantes pierden la vida en el continente americano. El Tapón del Darién y la frontera con Estados Unidos son los puntos más mortíferos.

«Las dinámicas migratorias han cambiado, sobre todo frente al impacto económico de la pandemia de COVID-19», asegura Maureen Meyer, vicepresidenta para programas de la organización de derechos humanos WOLA, en entrevista con DW.

Aparte de la ruta clásica de México, Guatemala, Honduras y El Salvador rumbo a Estados Unidos, hay cada vez más migrantes sudamericanos y haitianos que estaban «viviendo en otros países de la región y que ahora están otra vez en movimiento por falta de empleo, aparte de la discriminación y el racismo que han experimentado. Además, hay un flujo muy grande de personas cubanas saliendo de la isla por la crisis humanitaria. Personas procedentes de África y Asia también usan la región como zona de tránsito», explica Meyer, experta en migración y seguridad fronteriza.

Nuevos destinos migratorios
De acuerdo con la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR), en 2021 se registraron unos 5,1 millones de migrantes transfronterizos en el continente americano.

En entrevista con DW, William Spindler, portavoz de ACNUR para América Latina, explica que, si bien Estados Unidos con su «sueño americano» sigue siendo el destino preferido de muchos migrantes, otros países, como México, Colombia, Ecuador, Perú, Costa Rica, Chile, Canadá y Brasil, se han convertido en importantes destinos migratorios. «Últimamente, los desplazamientos entre países de América Latina y el Caribe crecieron más rápido que la migración hacia Estados Unidos», señala.

Dos rutas principales
Según el experto, actualmente, hay dos principales rutas en el continente: la primera, de América del Sur a través de Centroamérica hacia México, Estados Unidos y Canadá. La segunda, de Venezuela rumbo al sur a través de Colombia, Ecuador, Perú, Bolivia y Chile.

En el último reporte de ACNUR se destaca que, con 4,6 millones, Venezuela se ha convertido en el segundo país en el mundo con el mayor número de refugiados. Colombia, por su parte, es el segundo país en el mundo en acoger a la mayor cantidad de desplazados, unos 1,8 millones.

El cruce más mortífero
Desde Sudamérica, muchos migrantes cruzan a pie el Tapón del Darién, entre Colombia y Panamá, considerado el punto más mortífero del continente y una de las rutas más peligrosas del mundo. Al ambiente hostil de la selva se suma la presencia de grupos criminales, a manos de los cuales los migrantes sufren extorsiones, violencia sexual y robos.

Según las autoridades panameñas, los haitianos lideraron el paso por esta selva en 2021. En lo que va de este año, encabezan la lista venezolanos y cubanos. Por su parte, la ONG Refugees International señala que un total de 13.425 personas han cruzado el Darién en los tres primeros meses de 2022, más del doble de quienes lo hicieron en el mismo periodo hace un año. La ONG informa, además, de 50 muertos en lo que va de año y 288 casos de violaciones sexuales.

Muertes por tierra y mar
Más de 6.000 migrantes han sido reportados como desaparecidos o muertos en América desde 2014, según la Organización Internacional para las Migraciones (OIM). El 60 por ciento de los decesos tuvieron lugar en la frontera entre México y Estados Unidos. Mientras que unas 1.750 personas murieron ahogadas, en el río Bravo, frontera natural entre México y Estados Unidos, la falta de agua, alimentos y de un sitio para quedarse costó la vida a 861 personas. Otros migrantes fueron víctimas de la violencia, de accidentes o murieron por viajar en condiciones infrahumanas.

Maureen Meyer cuenta que, en el año fiscal 2021 (de octubre de 2020 a septiembre de 2021), la patrulla fronteriza de Estados Unidos encontró los restos de 557 personas migrantes, «un número récord».

Asimismo, desde que el expresidente estadounidense Donald Trump mandara elevar varios tramos del muro fronterizo de 5,4 a 9,1 metros, ha aumentado el número de migrantes heridos y muertos. Según un estudio del doctor Jay Doucet, jefe de traumatología del Hospital de la Universidad de California, San Diego, y varios colegas, desde 2019 han sido internados 375 personas que intentaron saltar este muro, mientras que 16 han fallecido.

Finalmente, la experta de WOLA señala que también se han registrado cientos de muertos en el mar Caribe.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here